Menos juguetes esta Navidad

¿Por qué menos juguetes mayores beneficios para los niños?, en este artículo quiero reflejar algunas claves para que los padres tomen un minuto y piensen antes de comprar y comprar juguetes a sus hijos.

Que no nos falte de na’ parece ser la consigna en las fiestas navideñas, tanto así que las habitaciones de los niños están llenas hasta el techo con juguetes. Mi intención con este post, es lograr que haya más padres y madres que entiendan que es bueno limitar el número de juguetes con los que sus hijos van a jugar, con el propósito de que aprendan a ser más creativos.

Se han llevado a cabo varios experimentos en el que convencieron a un aula de jardín de infantes para quitar todos sus juguetes durante tres meses. Aunque el aburrimiento se manifestó rápidamente durante las etapas iniciales del experimento, los niños pronto comenzaron a utilizar su entorno básico para inventar juegos y utilizar la imaginación.

Ya sabes “menos es más”, y las razones son múltiples:

  • Beneficios para el niño en su desarrollo hasta motivos culturales y de formación
  • Demasiados juguetes impiden que los niños desarrollen plenamente su don de imaginación.
  • Tener una cantidad más limitada de juguetes hace que el niño tenga que ocupar más sus recursos personales para entretenerse.
Menos juguetes esta Navidad y más creatividad para los niños Clic para tuitear

MENOS JUGUETES MAYORES BENEFICIOS PARA TUS HIJOS

Estas son algunas claves de porqué menos juguetes proporcionan más beneficios para nuestros hijos:

Creatividad  

Al tener menos juguetes los niños tienen que saber  usar su imaginación para resolver cómo utilizar lo que tienen para complementar sus juegos. Es recomendable tener juguetes no estructurados, o sea que no tienen un objetivo fijo, sino que se pueden utilizar para diversas cosas, de esa manera le damos espacio a esas mentes para usar su creatividad.

Aprenden a valorar y cuidar lo que tienen

Tener una cantidad más reducida de juguetes implica que los tienen que cuidar mejor,  ya que si alguno se pierde o rompe realmente se nota. Esto es bueno porque deja atrás la cultura de lo desechable, de que si pierdo algo da lo mismo porque tengo reemplazo. Es beneficioso para ellos valorar el esfuerzo que hay detrás de la compra o regalo de cada juguete. Además aprenden a ser más ordenados con sus pertenencias.

Períodos de atención

Cuando un niño tiene muchos juguetes pasa de un juego a otro. Al final no se concentra profundamente en nada, porque siempre está pensando con qué va a jugar unos minutos después. Con menos juguetes el niño realmente le busca todo el potencial y permanece por períodos más prolongados en cada juego.

Satisfacción

Es importante que los niños vean que la satisfacción está más allá de la puerta de la juguetería. Y mostrarles que la respuesta o premio para todo no es un nuevo juguete. La verdadera felicidad se vive a través de otras cosas, como estar en familia, o compartir con los amigos en el parque.

Tener una cantidad más reducida de juguetes implica que valorarán más sus pertenencias Clic para tuitear

Divertirse con otras cosas

Tener menos juguetes les da tiempo y espacio a los niños para disfrutar cosas maravillosas que tienen a su alrededor. Jugar en la naturaleza, escuchar un buen cuento, dibujar, pintar.  Si están rodeados de muchos juguetes pocas ganas tendrán de salir de su habitación y explorar su entorno.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *